Asociacion Peruana de Enfermedad de Alzheimer y otras Demencias
Alzheimer

Diagnóstico de la Enfermedad de Alzheimer (EA)

Alzheimer
El diagnóstico de la EA es un proceso de varias etapas.
Para llegar a un diagnóstico seguro y razonable es necesario hacer un grupo de evaluaciones:

  • Una histórica clínica detallada en su contenido y en el tiempo es fundamental. El informante debe de ser además del paciente, un familiar o amistad que conozca bien al paciente. Además debe hacerse un examen físico y mental de la persona. En la histórica deben consignarse enfermedades que tuvo y que tiene el consultante así como la relación pormenorizada de los medicamentos que toma.
  • Evaluación neuropsicológica. Es una evaluación del rendimiento de nuestras funciones intelectuales superiores y nos informa como está funcionando nuestro cerebro; que funciones intelectuales están bien, cuales se están deteriorando y cuales están ya bastante mal. Esta evaluación nos permite orientar el diagnóstico y establecer un plan de tratamiento y estimulación cognitiva.
  • Exámenes de laboratorio en sangre y orina
  • Test de Apo-E de riesgo genético. Es una evaluación que permite determinar el riesgo de la persona de ser portadora de Alzheimer. En casos iniciales, en quienes tienen problemas de memoria o en aquellos familiares de personas con Alzheimer que aún están bien, sin síntomas, permite la actuación preventiva y la instalación precoz de un tratamiento oportuno y adecuado.
  • Imagenología. Una Tomografía axial computarizada y preferible una Resonancia Magnética.

Actualmente existen otras evaluaciones como los marcadores biológicos que permiten un diagnóstico más certero de la EA. Finalmente el diagnóstico seguro se hace post-mortem analizando el cerebro.

El proceso diagnóstico debe de excluir causas tratables de pérdida o disminución de memoria como son infecciones; deficiencias vitamínicas, tumores cerebrales.

Una vez que el usuario tiene todas las evaluaciones debe tomar la consulta con el médico especialista para llegar al diagnóstico final, y plantear el tratamiento farmacológico y no farmacológico que se usa en estos casos.

El médico especialista en diagnosticar y trata la EA es aquel es sabe del tema, qu tiene experiencia con los casos. Generalmente es un psiquiatra, neurólogo, geriatra, internista.

El diagnóstico temprano es importante porque:

  • Permite que el cuidador se eduque y equipe para poder lidiar con la EA y el progreso de la misma
  • Le da la oportunidad al portador de la EA de tomar decisiones en su vida incluyendo las legales
  • El portador de la EA puede aprovechar al máximo los tratamientos vigentes para la enfermedad.